Este 1º de junio se retoma encuentro entre Gobierno y Comité del Paro

Este lunes se destinará, por parte del Ejecutivo, a revisar un nuevo documento entregado por el Comité que busca destrabar las conversaciones para instalar formalmente la mesa de negociación.
Cuando ya se creía zanjada la discusión alrededor de las condiciones para instalar formalmente una mesa de negociación, las partes –delgados del Gobierno y Comité del Paro– nuevamente se distanciaron, una vez el documento de preacuerdos fue analizado y rescrito en algunos apartes por el Ejecutivo para ser puesto en conocimiento por los líderes del Comité. Por ahora, estos temas seguirán en conversación el próximo martes (1 de junio), cuando nuevamente se reúnen las partes.

Mientras tanto, este lunes el Gobierno se dedicará a estudiar un nuevo documento que el Comité le entregó en la última reunión (domingo 30 de mayo), en la que pone como prerrequisitos la desmilitarización de la protesta social y el respeto de los derechos humanos. “Estaremos sentándonos a revisarla, confío en que sea una propuesta que haga razonabilidad, tenga en cuenta los intereses, pero que principalmente nos aseguremos de que se acaben los bloqueos”, dijo el vocero del Ejecutivo, Emilio Archila, consejero para la Estabilización.
la vez, del lado del Paro estarán analizando la propuesta del Gobierno para la logística de la negociación. “Trajimos nuestro documento de garantías para que sea considerado y una metodología para que, si logramos superar este paso, sentarnos en la mesa de negociación y analicemos los siete puntos y seguramente llegar a acuerdos para aportar en las brechas”, dijo también Archila al término del encuentro de este domingo.

Sin embargo, de parte y parte han manifestado grandes diferencias que hacen ver la instalación oficial de la mesa de negociación lejos. El Comité del Paro en cuanto a los reparos del Gobierno a los preacuerdos llegados con los delegados del Ejecutivo. Los cambios se concentraron en los puntos más importantes para los líderes del paro, que a la vez son los más álgidos.

Los temas que no tuvieron coincidencia son el no llamamiento a la conmoción interior en el marco de la protesta pacífica, la autonomía de los entes territoriales para manejar la protesta social, los momentos en los que debe de intervenir la Fuerza Pública, el no uso de armas de fuego durante las movilizaciones, la participación de la sociedad civil en los puestos de mando unificados (PMU), el desmonte del Esmad, la reparación de las víctimas, entre otros.
Ante la reescritura de esos puntos, el Comité señaló que “con los ajustes, el Gobierno pretende que se inicie de nuevo la discusión. Saca temas cruciales en los que se tenían acuerdo”. Hay otros temas en los que se dejaron constancia como el pedido de anuencia de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) al Gobierno para viajar a hacer trabajo de campo y la condena a la violación de derechos humanos por parte del Ejecutivo.

Por el lado del Gobierno, se insiste que el Comité del Paro rechace los bloqueos y exija su levantamiento. “Nuestra principal preocupación es con los colombianos y con las afectaciones derivadas principalmente por estos. Hemos demandado que exista una condena absoluta a todos los bloqueos. No podemos permitir que particulares, así tengan la excusa de la protesta, así estén abusando del derecho a la protesta, estén decidiendo por nosotros, quién pasa y quién no”, manifestó Archila.

Por: El Espectador